miércoles, 7 de febrero de 2007

Lord Eddard Stark

Ned StarkNed Stark, señor de la Casa de Invernalia.

Al principio era el que mejor me caía, junto con su hijo bastardo Jon Nieve. Su integridad, su honradez y su fidelidad a su rey y amigo (casi hermano) Robert Baratheon.

Eso sí. Hay momentos en que se pasa de ser bueno a ser gilipollas. Y Ned me está resultando Gilipollas Integral. No sólo se deja embaucar por Meñique (manda webos el mote), sino que es un calzonazos que no tiene cojones de decirle a su mujer que su bastardo es hijo suyo, por mucho que a la inútil de Cat no le guste.

Además, hemos de tener en cuenta que aunque siempre le ha dicho al rey lo que pensaba, hay cosas que no le ha dicho y debería haberlo hecho.

Ahora me lo he dejado capturado por los Lannister en una trampa que le han tendido (que se veía venir a leguas) por sopa. Y es que no se puede ser tan tonto, amigo Ned. No se puede estar entre fieras y comportarse de forma honesta. Si estás entre buitres, debes ser un halcón.

Espero que pronto se comporte como el Lobo que porta el emblema de su casa. Coño, si es que hasta su hija Arya se está comportando de forma más valiente y echándole al asunto más cojones que el padre.

Seguiremos pendientes de este personaje, a ver si se une a Daenerys Targaryen y lucha por devolver el imperio al Dragón (por pedir...).

2 comentarios:

JMZI dijo...

Que le corten la cabeza

MORTIFERO dijo...

ESO LE PASA POR PARDILLO